Blog Archive

La autora:

Mi foto
Mrs.Exception
En la red soy Mrs.Exception, y bueno soy una chica de 16 años a la que le gusta escribir pero siempre lo deja todo de lado. Así que esta vez me he propuesto acabar esta historia: "La luna de Salem"
Ver todo mi perfil

Followers

Se ha producido un error en este gadget.
sábado, 4 de diciembre de 2010

Sígueme



-Debo llevármela, ya sabe como va esto señor Cast-dice mirándome de forma fría y mandándome-. Levántate.

Le obedezco y me quedo quieta, así como una estatua enfrente suya mientras me evalúa con la mirada. Escucho el leve susurro de Cast, que parece…¿intimidado? No, eso no es posible, él nunca se intimida por nada, bueno, eso creo.

-Luego volveré a por ella señorita Rossmert.

La respiración se me atora en el pecho, ¿Rossmert? Ella… ¿es la mujer del cura?, es demasiado joven para ese hombre tan seco, serio y… feo. Esta mujer es preciosa, su piel es pálida debido al poco contacto con el sol, y seguro que procede de buena familia y por eso no trabaja en el campo. Estoy tan ocupada, escrutándola con la mirada, fijándome en cada detalle, en su tersa piel que no me percato que Cast sale de la sala y de que la mujer me vuelve a mirar. Por un momento pienso que su mirada aloja cariño, comprensión, dulzura… pero tan solo dura unos segundos y me dice de forma seca:

-Sígueme.

Asiento con la cabeza y obediente sigo sus pasos que se dirigen fuera del edificio <<¿A dónde voy? Ni idea, pero por lo menos ella no me mata a golpes…¿no?>>, pienso cuando la luz del sol baña mi rostro. Las calles están en silencio ahora, parece que todo el mundo se ha dirigido a sus casas hasta que llegue la hora en la que me quemen. No miro por donde vamos, mi mente divaga por otros lugares observando el cielo y el suelo alternativamente hasta que paramos en la puerta de una casa. Miro al frente alzando la mirada y mirando la casa que es una construcción bastante grande para ser una casa de este pueblo. La mujer abre la puerta blanca de madera de la casa y la sostiene para que entre, entro en ella algo perdida en mis pensamientos mientras observo el suelo cubierto por una moqueta de color granate. La mujer cierra la puerta y sube las escaleras mientras observo un cuadro de la entrada en el que se ve a una virgen con el niño Jesús en brazos. Inclino la cabeza y me quedo quieta donde estoy, a lo mejor no quiere que suba, pero entonces la mujer se gira en el último tramo de escaleras y me hace un signo con la mano para que la siga.

5 estrellas:

F.Life dijo...

Me gusta que pensemos de la misma forma, eso significa que tenemos los mismos gustos en cuanto aa cosas raras, porque los personajes que nos gustan son los más extraños (pero eso es lo bueno)
¿Lo que escribes es una novela?¿Has pensado en proteger tus datos?

¡beso verde para ti!

Anónimo dijo...

uhuhu...la mujer del cura??
intrigante, no parecÍa la persona más adecuada
para llevarla a su casa.

Lady Pink

Divinum Eximia dijo...

Interesante...
Y me ha hecho gracia el cambio de nombre del título ¿Sonaba muy mal como estaba antes?
Reconozco que el cuadro de la virgen con el niño Jesus en brazos me da escalofríos.
Sigue escribiendo, hay muchas personas que te siguen.

Mrs. Exception dijo...

gracias :D
jaja es que el título antes era follow me, o sea en inglés pero bueno xD

Divinum Eximia dijo...

Estaba al tanto de ello, por eso "¿Sonaba demasiado mal o qué?" xD

Y con su permiso, Mrs. Exception, demosle un fuerte aplauso porque nos ha honrado con su hermosa presencia :)